Momentos de inusitada claridad

Hay momentos de inusitada claridad,
por ejemplo,
cuando abro la nevera vacía,
cuando voy al baño en las horas de trabajo,
o cuando el semáforo es más largo de la cuenta.

Entonces pienso.
Se activa esa parte silenciosa de mi razón,
que susurra algo interesante.

Por un instante, fugaz,
asoma en mi mente
el objeto definitivo de mi vida,
un lapidante:
¿qué coño hago yo aquí?

Pero…
cierro la nevera,
dejo de mear,
o cambia el semáforo.
Y así,
cierro y dejo y cambio la verdad,
mi verdad
que venía a liberarme.

Antes de dormir,
pienso:
“hoy, algo se me escapo de las manos”,
era mi vida.

inf

Anuncios

4 comentarios en “Momentos de inusitada claridad

  1. Chema, tus reflexiones me llevan a lo que me dijo un amigo: “Con todo lo que haces y toda la gente con la que te relacionas… Cuándo tienes tiempo para ti?. Mi respuesta: 24 h/día, 365 días/año. Creo que hay que “vivir” en todo momento, incluso en medio del “tsunami” laboralsocialeconomicoadministrativo en el que muchos nos encontramos habitualmente. Hala, he dicho! Abrazos. JF

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s